viernes, 27 de junio de 2014

Háblame


 

Háblame de tu mundo,
del fuego y la brisa
que envuelven tu risa,
de un amor profundo.

Dime si la luna llena
te escribe poemas
si acaricia tus yemas
y arranca tu pena.

Háblame de tu amor,
del que siembra mi boca
del que suave me toca 
y me cubre de honor.

Dime si una estrella
ilumina tu mirada
que se muestra enamorada,
transparente, clara y bella.

Háblame de tu esperanza,
de tus sueños y quimeras,
de las promesas que esperas,
de tu triste añoranza.

Dime si el cielo infinito,
cubre tu cuerpo amado,
pues el mío, acalorado
se confunde con tu grito.

Háblame de sentimientos
de goces y de agonía,
dale paso a la alegría
y esconde tus sufrimientos.

Dime si el sol ha partido,
si ahora puedo besarte,
deseo con fuerza entregarte
todo el tiempo perdido.

Háblame de la pasión
que se esconde tras un velo,
hemos de alzar el vuelo
y anidar en un rincón.

Dime si existe un mundo
donde el amor verdadero
navegue como un velero
y no se estanque, moribundo.