martes, 13 de mayo de 2014

Tierra mía



Que belleza hay en ti
Sacromonte...
Con tus chumberas
floridas,
con tus gitanos
y cuevas,
en la tierra entretejidas.

¡Ay, mi Sacromonte!
cuanto llanto y cuanta sangre,
amores brujos entre rejas,
baile
de navajas y lunares.

¡Ay, mi Sacromonte!
tierra de quejíos, de
romances, de leyendas,
de avatares con guitarras,
de verdad y desafíos.

Tierra fuente de moriscos
rodeada de hermosuras,
mirando al frente
está la Alhambra
que alimenta tus ternuras.

Y por el Oeste,
majestuosa y altiva,
fría y resplandeciente,
desafiando a los hombres
se halla tu serranía.

Cuanto orgullo hay en mi sangre...
cuanto amor hay en mi pecho, 
se hizo cante, verso
mi amargura,
por estar de ti, tan lejos.