martes, 21 de octubre de 2014

Inocencia rota




Hermosa paloma
de suave plumaje,
caballo salvaje
galopas sin doma

Proyectas el vuelo
aún con torpeza
persigues un sueño
vivir con grandeza

Alzaste tus alas
sin ver tu camino
certeras las balas
funesto destino.

Espuma que mana
la sangre candente,
nace otra mente
cubierta de grana.

Acallas el duelo
comienza la caza
y buscas consuelo
en tu misma raza.

Y rompes cadenas
retomas tu sino
al viento tus penas
se abren camino.

Noche estrellada
de luna radiante,
susurro vibrante...
y triste mirada.